Esta web usa cookies que nos ayudan a proporcionarte la mejor experiencia de acuerdo a tus intereses. Para usar la web con total comodidad, por favor acepta recibir todos los cookies en nuestro portal. Política de cookies .

Aceptar Rechazar

Usted está utilizando un navegador demasiado antiguo.

Con el fin de ofrecer la mejor experiencia a nuestros visitantes utilizamos técnicas de desarrollo web de vanguardia que requieren un navegador moderno. Para ver esta página, utilice Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11 o superior

Menos gasto y mayor confort en el consultorio médico de Pedrajas de San Esteban, gracias la aerotermia
Menos gasto y mayor confort en el consultorio médico de Pedrajas de San Esteban, gracias la aerotermia

Menos gasto y mayor confort en el consultorio médico de Pedrajas de San Esteban, gracias la aerotermia

Proyectos de Re_ferencia

Una intervención sin apenas obras consigue un 40% de ahorro y una mayor estabilidad de la temperatura.

Autor: Redacción Re_Magazine - Tiempo de lectura: 4 min.

El consultorio médico de Pedrajas de San Esteban, en Valladolid, cambió hace poco su sistema de calefacción. La caldera de 80 kW que hasta entonces venía haciéndose cargo de la calefacción por suelo radiante cedió el testigo a tres bombas de calor Genia Air 15, y pasó a emplearse exclusivamente para la producción de agua caliente. El resultado de este sistema híbrido, que además se adoptó sin afectar en nada al funcionamiento habitual del edificio, ha sido de un 40% de descenso en el consumo y una mejora en el nivel de confort para el usuario.

Han participado en este proyecto

El motivo del cambio es el habitual cuando nos encontramos con un edificio de uso público calentado mediante gas. Por un lado, el consumo era muy elevado (el consultorio tiene 650m2, es un edificio no adosado de una sola planta, con fachadas hacia cuatro orientaciones distintas y situado en la provincia de Valladolid). Por otro lado, la temperatura era poco constante, cosa habitual en edificios con muchas entradas y salidas y que permanece vacío (y con la calefacción apagada) por la noche.

Si el primer factor, el del consumo, es importante porque denota una preocupación por hacer un buen uso del dinero público; el segundo, el de la estabilidad de la temperatura, es directamente fundamental, siendo este un edificio para uso sanitario. Ahora bien, por otra parte, el propio uso del edificio suponía una limitación. Era necesario mejorar el sistema de calefacción sin perturbar el funcionamiento cotidiano del consultorio.

fachada del consultorio
Una de las fachadas exentas del consultorio de Pedrajas de San Esteban.

Los técnicos encargados de estudiar el caso vieron enseguida que lo ideal sería optar por un sistema híbrido aerotermia/gas. La aerotermia satisfaría las dos demandas fundamentales (ahorro y estabilidad), las bombas de calor podía ser instaladas sin necesidad de trabajar dentro del edificio, y la caldera, que funcionaba perfectamente, podía emplearse en la producción de agua caliente, un servicio que, por el propio uso del edificio no tiene una demanda muy elevada. 

Además, el edificio contaba con suelo radiante, que es el que mejor garantiza una distribución homogénea de la temperatura, y que en este caso garantizaba que el nuevo sistema híbrido podría dar lo mejor de sí mismo.

La instalación, por tanto, se completó con tres bombas de calor Genia Air 15, que se integraron de manera muy discreta en la fachada del edificio protegidas por una rejilla. Estas tres bombas están gestionadas por otras tantas unidades Examaster colocadas en el interior. También cuentan con termostatos modulantes para garantizar la mayor eficiencia posible.

La caldera estanca de 80 kW ahora solo se emplea en la producción de agua caliente. También queda como apoyo en caso de que se produjera un pico puntual de demanda en calefacción.

bombas de calor en la fachada
fachada bombas de calor pedrajas
examasters en pedrajas

La intervención fue muy rápida y poco molesta, y el resultado, tal y como hemos mencionado, fue de un descenso en la factura de un 40% del gasto en calefacción. El consultorio de Pedrajas de San Esteban se ha convertido así en un edificio más eficiente y más confortable para sus usuarios.